Goza de buena salud después de los 50

Llegar a la edad dorada es un gran logro, pero llegar con buena salud es un privilegio que pocos se dan y es que a esa edad comienza el cuerpo de deteriorarse, perdemos masa de muscular, nuestros cuerpo no reacciona de la misma manera porque sencillamente envejecemos, sin embargo podemos disminuir estos efectos causados por el paso del tiempo llevando una vida saludable.

Nutre tus neuronas

Nuestro cerebro necesita diversas sustancias que por lo general consumimos con los alimentos, sustancias como diversas vitaminas, minerales, oligoelementos, aminoácidos, ácidos grasos esenciales deben estar presentes en tu dieta para que garantizar que tu cerebro trabaje a toda marcha y sin problemas. Alimentos como el pescado, espinacas, aceite de oliva son ideales para mantener las neuronas jóvenes, además beber café al menos 2 veces al día aumenta la capacidad cognitiva así que también inclúyelo en tu merienda.

Fortalece tus huesos

Este es un factor degenerativo sobre todo en las mujeres que después de la menopausia se acelera rápidamente. La mejor forma de combatir la osteoporosis es dándole al cuerpo una buena dosis diaria de calcio, vitamina D y proteínas, estas las puedes adquirir en muchas verduras, estas son de rápida absorción, incluso mejor que los lácteos, las vitaminas C, K y las del grupo B son ideales también para mantener unos huesos sanos y fuertes.

Disminuye los niveles de colesterol

El colesterol y los triglicéridos cada vez es más difícil combatirlo a medida que avanza la edad, pues ya nuestro cuerpo no sintetiza tan rápido estas grasas malas, lo mejor es disminuir el consumo de estas y aumentar el de las grasas buenas, alimentos como el pescado, sardina, aceites vegetales y los frutos secos son ideales para mantener el colesterol bueno elevado lo que ayuda a disminuir el colesterol malo de las venas.

Cuida tu piel

La piel es un órgano que constantemente requiere de vitaminas y minerales para mantener firme, joven y radiante, además de ser la causante de hacernos ver más o menos jóvenes. Se debe de aumentar el consumo de vitamina A, así como las grasas buenas, la falta de estas es la principal causa de que nuestra piel se estire y se vea opaca. Las vitaminas B y C también tienen un efecto reparador en todo nuestro cuerpo, manteniéndolo sano y fuerte, inclúyelas también en tu dieta diaria y veras como los años no pasaran en ti.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*