El aceite de rosa mosqueta

En el mundo existen muchos tipos de aceites excelentes para distintas finalidades, unos ayudan con la circulación, otros ayudan a la regeneración celular, a mantener la piel hidratada etc. El aceite de rosa mosqueta resulta tan maravilloso porque en su composición química posee un sinfín de propiedades que ayudan a casi cualquier padecimiento de nuestro cuerpo. Es un aceite muy noble que aporta a nuestro organismo una cantidad innumerable de beneficios.

Inicialmente el aceite de rosa mosqueta se utilizaba con fines medicinales a nivel mundial. Este aceite posee propiedades curativas y cosméticas y por esta razón, a lo largo de los años se ha convertido en un fiel aliado del género femenino ya que se ha demostrado científicamente que utilizándolo con regularidad  en la piel se pueden observar efectos curativos y de regeneración celular por lo que el envejecimiento se ha vuelto más fácil de combatir.

El aceite de rosa mosqueta o elixir de la juventud es ideal para tratar marcas en la piel, ya sean cicatrices, abultamientos en la piel o manchas causadas por los rayos UV por su alto contenido de vitamina A.  A diferencia de otros cosméticos, el aceite de rosa mosqueta no solo es capaz de actuar de forma superficial sino que también es capaz de actuar de forma más profunda atravesando la epidermis y penetrando en las células más profundas de nuestra piel.

¿Cómo se obtiene este aceite?

El proceso comienza con la recolección del fruto que debe ser minuciosa para no dañarlo, luego de ello se realiza el proceso de pre secado del fruto, deshidratación natural y secado en un horno especializado a una temperatura controlada para no alterar sus propiedades. Posteriormente se selecciona el fruto en mejor condición y se separan las semillas para ser prensadas cuidadosamente y en frío y finalmente se obtiene el aceite de rosa mosqueta.

Cada vez más se ve incluido este aceite en numerosas marcas de productos de uso personal. El aceite de rosa mosqueta es muy utilizado para la realización de champús, cremas, y otros cosméticos, pero de no contar con ellos, puedes enriquecer los que tengas a la mano aplicando algunas gotas de este aceite, aumentando su contenido nutritivo y aportándole mayores beneficios a tu piel o al cabello.

Usos del Aceite de Rosa Mosqueta

El aceite de rosa mosqueta se utiliza para:

  • Revitalizar la piel y el cabello.
  • Hidratar la epidermis.
  • Reparar pieles que han sido dañadas .
  • Reducir arrugas, líneas de expresión y marcas de la edad.
  • Aumentar la elasticidad.
  • Prevenir estrías.

En líneas generales, a nivel interno el aceite de rosa mosqueta al ser consumido en forma de infusiones fortalece nuestro sistema inmune ayudando a prevenir enfermedades, contribuye a la estimulación de procesos enzimáticos, es un excelente regenerador celular y resulta un muy buen antigripal por su alto contenido de vitamina C. Este aceite es tan popular por los innumerables beneficios que le brinda a nuestro organismo, y no es más que otro regalo de la naturaleza nos da.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*